Untitled Document
 
Especialidades/Derecho Civil/Acto Jurídico
 
 

ACTO JURÍDICO

El Estudio Guevara  & Asociados, se especializa en resolver problemas  jurídicos suscitados sobre los “actos jurídicos”, como creadores de situaciones o relaciones jurídicas determinadas entre sus celebrantes, que pueden ser objeto de invalidación cuando falta a los mismos el consentimiento o alguno de los requisitos esenciales que prescribe el Art. 140º del Código Civil.

Resolvemos casos de simulación, fraude, nulidad del acto jurídico y las concordancias con estos hechos; es por ello, a continuación exponemos algunos casos en los que tal vez se encuentre inmerso, haciendo hincapié que, el mundo de los actos jurídicos son extensamente diversos. 
  
Acción Pauliana o Revocatoria: Disponer o prohibir ingreso de bienes

La acción revocatoria o pauliana, tiene por objeto proteger el crédito de un determinado acreedor declarando la ineficacia del acto por el cual su deudor disponga de su patrimonio, de manera que lo disminuya, o no acepte que ingresen en él bienes o derechos que lo incrementen, buscando perjudicar el cobro eventual que con dichos bienes pudiera efectuar el acreedor.

Acción Revocatoria: Requisitos

El artículo 195° del Código Civil determina los dos requisitos tradicionales para el ejercicio de la acción revocatoria: el "eventus damni" y el "consilium fraudis"; el primero es objetivo y consiste en la intención por parte del deudor de causar perjuicio a su acreedor y el segundo es el conocimiento que tiene el tercero que contrata con el defraudador en cuanto al perjuicio que se irroga al acreedor ... ya no es necesario que el acreedor pruebe el perjuicio, sino que éste se presume al disminuir el patrimonio conocido del deudor, de tal manera que se invierte la carga de la prueba y el acreedor no necesita probar la insolvencia del deudor.

Adquisición de derechos en favor de un tercero: ¿Se requiere estar facultado para ello?

No es necesario contar con facultad para adquirir derechos en favor de un tercero.

Es el caso de la persona que adquiere un bien y declara que hace la compra por encargo y con dinero de un tercero, que es quien finalmente recibe el dominio.

Sucede igual cuando se quiere hacer un pago para tercero, pues cualquier persona puede efectuarlo. En cambio, nadie puede obligar a otro sin su autorización.

El acto jurídico celebrado por un apoderado excediendo sus facultades es solamente anulable y esta anulabilidad no puede ser alegada por otra persona que aquélla en cuyo beneficio la ley la establece.

Anulabilidad: Simulación relativa y prescripción

Si bien la acción de anulabilidad del Acto Jurídico era imprescriptible según lo dispuesto por el Art. 1096º del Código Civil de 1936, la prescripción surtirá sus efectos extintivos si desde la entrada en vigencia del Código Civil de 1984 transcurriera el nuevo término prescriptorio de la acción.

Anulabilidad de un acto jurídico por error en la cualidad de uno de los contratantes: De lo que sucede cuando este último no es el propietario del bien materia del contrato

Si se ha establecido que fue materia determinante para la celebración de un contrato habérsele atribuido a una de las partes una cualidad que no tenía, en este caso ser la propietaria del bien materia del contrato, estamos ante un error esencial y por tanto el acto jurídico es anulable.

Nulidad del acto jurídico: Ausencia de manifestación de voluntad

Para la validez del acto jurídico se requiere la concurrencia, entre otros elementos, de la manifestación de voluntad del agente. La ausencia de ésta acarrea la nulidad del acto.

En el caso de actos jurídicos de la sociedad conyugal en los cuales deben intervenir ambos cónyuges de consuno, el acto es nulo si no participa uno de ellos.

Nulidad de acto jurídico: Legitimidad para obrar

La rescisión de un contrato sólo la pueden interponer los intervinientes en el contrato, sus sucesores o causahabientes; mas la nulidad de un acto jurídico puede interponerla cualquier persona que tenga interés, esto es, que le afecte directa o indirectamente su derecho, o el de la persona o grupo de personas que representa, o cuando exista un interés difuso.

Nulidad de acto jurídico: Simulación

El acto aparente de compraventa que oculta un acto real de transferencia de inmueble, sin pago de precio alguno, del patrimonio de la entidad vendedora al patrimonio de otras entidades compradoras (donación encubierta en perjuicio de tercero) constituye simulación relativa anulable por irrogar un grave perjuicio económico al tercero demandante.

Nulidad de la Escritura Pública: ¿La Ley del Notariado excluye las normas del Código Civil?

Las escrituras públicas no sólo se pueden anular por defecto en el cumplimiento de las formas que señalan los artículos pertinentes de la Ley del Notariado, toda vez que resulta incoherente la exclusión de las reglas para la nulidad y anulabilidad de los actos jurídicos y otras contenidas en el Código Civil.

En el caso, de usura suscrita en un contrato de mutuo y ésta elevada a escritura pública, entonces las normas pertinentes para su aplicación son las normas señaladas en el código.

Representación: Exceso de límites

Los actos jurídicos celebrados por representante legal, excediendo los límites de las facultades que se le hubieren conferido, no pueden ser objeto de nulidad, sino de anulabilidad... la incapacidad de una de las partes no puede ser invocada por la otra en su propio beneficio, salvo cuando es indivisible el objeto del derecho de la obligación común... el acto jurídico queda confirmado si la parte a quien corresponde la acción de anulabilidad, conociendo la causal, lo hubiese ejecutado en forma total o parcial o si existen hechos que inequívocamente pongan de manifiesto la intención de renunciar a la acción de anulabilidad, al sostener la validez de la transacción.

  • La representación debe ejercitarse dentro de los límites establecidos en el acto de apoderamiento. Por lo mismo, habiéndose otorgado facultades procesales a uno de los copropietarios para desalojar a un inquilino, aquél no puede celebrar válidamente contrato de compraventa sobre el total del bien en uso de dicha representación.

Simulación de acto jurídico

Por la simulación absoluta se aparenta celebrar un acto jurídico cuando no existe realmente voluntad para celebrarlo; requiere por tanto la concurrencia de tres presupuestos, tales como la disconformidad entre la voluntad real y la manifestación, el concierto entre las partes para producir el acto simulado y el propósito de engaño.

Si el contrato fue celebrado con el objeto de simular una transferencia de acciones para aparentar un patrimonio menor al real y ganar seguridad frente a posibles actos criminales, entonces la solución es ….. 

Si desea asesoramiento legal o iniciar un proceso sobre el  tema descrito u otro más, no dude en comunicarse con el Estudio Guevara & Asociados, que en la brevedad posible uno de nuestros abogados le atenderá con la cordialidad debida.

ATENCIÓN EN OFICINA:

  • La consulta es previa cita.
  • Lunes a viernes de 9.00 am. a 6.30 pm.
  • Sábados de 9.00 am. a 2.00 pm.

"Retornar a la página anterior"